sábado, 16 de julio de 2016

“NO ES MALA PERSONA PERO…” ¿POR QUÉ CRITICAMOS?



Hace tiempo escribí un post acerca de cómo manejamos la propia crítica. Hoy quiero dar un paso más y explorar el manejo de la crítica ajena. Las personas, solemos emitir mensajes tan sutiles como toscos acerca de otras personas a las espaldas de las mismas. Creo que la frase más comúnmente conocida a la hora de hablar de alguien sin que esté presente es; “no es mala persona pero…” y a partir de ahí lanzamos críticas sonoras que caen (no al vacío) como agua de mayo. ¿Por qué? ¿Por qué criticamos? Lo que está claro es que la crítica dice más de nosotros que de la persona a la cual nos referimos. El hecho de decir  “no es mala persona” ya delata nuestra mea culpa inconsciente ¿Qué tienen los otros que no tenga yo?